El crowdfunding nos hace mecenas
Apoyar lo que dicte el gusto es parte de la nueva dinámica de financiamiento.
REDACCIÓN | | Edición: WEB
El crowdfunding nos hace mecenas

Los sitios para crowdfunding como Kickstarter pueden ayudar a una empresa en crecimiento a posicionar y financiar sus proyectos a través del apoyo económico masivo. El crowdfunding democratiza que se ejecuten y tengan éxito una multitud de proyectos que los grandes inversionistas consideran arriesgados, inútiles o poco rentables. Con el cuidado y atención adecuados, las fondeadoras son realmente eficientes si los proyectos son sólidos y realizables.

Desde su fundación en 2009, Kickstarter ha recaudado arriba de tres mil millones de dólares y más de 135,000 proyectos han sido financiados bajo su plataforma. A nivel global, el Banco Mundial predice que para el 2025 la industria del crowdfunding alcanzará un valor de 90 mil millones de dólares anuales. Entre las campañas más reconocidas y exitosas de crowdfunding destacan:

  • Reloj Pebble E-paper: recaudó $10.26 millones de dólares en 37 días.

  • La consola open source Ouya, que recaudó $8.5 millones de dólares en 29 días.

  • Casco de Realidad Virtual Oculus, que recaudó $2.4 millones de dólares.

  • La app Tile para encontrar objetos perdidos, recaudó $2.6 millones de dólares.

Bajo un esquema “tradicional” de inversión, la mayoría de las startups aseguran un 70% de financiamiento, luchando por mantenerse a flote y conseguir la inversión inicial en su totalidad. Los crowdfunds han probado funcionar en un porcentaje bastante similar, ya que pese a que la mayoría de los proyectos anunciados en estas plataformas no llegan a sus metas, sí reciben un financiamiento significativo que, a través de herramientas adecuadas, podrían potencializarse.

  • La clave está en utilizar la comunicación adecuada y sintetizada de la mejor forma, para así obtener el apoyo de cualquier cibernauta receptivo. La Universidad de Sydney, en un estudio reciente, por ejemplo, menciona que el hecho de catalogar un proyecto o producto como ‘innovador’, reduce el apoyo hasta un 26%, por lo que el fraseo y el pitch del anuncio deben ser planeados a fondo.

  • Aunque Kickstarter es el sitio número uno para buscar financiamiento del público, hoy en día existen más de 15 plataformas con el mismo objetivo, por lo que es importante diversificar el mensaje según la plataforma y así generar el mayor alcance posible.

  • Contactar y premiar a los supporters permite prolongar el vínculo y aumentar las posibilidades de futuro financiamiento. Esto es posible actualizando constantemente los contenidos y mensajes a los posibles clientes, y ofreciendo a los financiadores premios y recompensas atractivas.

Finalmente, no hay que olvidar que las plataformas de crowdfunding implican una toma de riesgos constante que aunque controlable, resulta bastante incierta para proyectos de determinados giros.

Similar a las inversiones en la Bolsa de Valores, es innegable el hecho de que sólo una cuarta parte de los proyectos de crowdfunding alcanzarán sus objetivos a tiempo. Por tal motivo, es trascendental considerar que este tipo de plataformas no son, ni serán, viables cuando el principal objetivo es la búsqueda de rendimientos financieros seguros.

Tags

empresas economía marketing emprendimiento

Articulos Relacionados