¿Quiénes somos?

La revista Mejores Prácticas Corporativas es un proyecto editorial del Instituto Mexicano de Mejores Prácticas Corporativas, A.C. (IMMPC). El Instituto nació a finales de 2009 en Jalisco, en medio de una de las peores crisis financieras de la historia, y en un entorno competitivo complicado.

Entendiendo que existían un sinnúmero de conceptos y metodologías diseñadas para guiar a las empresas y lograr su institucionalización y trascendencia, pero que no se tenía claro cómo éstas debían implementarse, resultaba necesario contar con un organismo que generara lineamientos para ayudar a las empresas a alcanzar sus objetivos. Es por ello que el IMMPC se posiciona como un marco de referencia y un espacio de vinculación y promoción de las mejores prácticas corporativas.

Con el fin de promover la cultura de mejores prácticas, y hacer llegar este mensaje a la comunidad empresarial, el IMMPC crea la revista Mejores Prácticas Corporativas.

Nuestra Misión

Divulgar y promover las mejores prácticas de los negocios, con el fin de demostrar que se puede llegar al éxito a través de medios legítimos, contribuyendo así a cambiar la cultura empresarial de México.

¿Qué hacemos?

Presentamos entrevistas, casos de éxito y artículos —todos ellos protagonizados y escritos por gente que combina la teoría y la práctica— que le brindan al lector una mejor perspectiva para resolver los problemas a los que se enfrenta diariamente en el mundo empresarial. No sólo queremos hablar de qué hicieron, sino de cómo lo hicieron y por qué lo hicieron, para inspirar a más mexicanos y demostrar que hacer las cosas bien no sólo es posible, sino que es valioso y, sobre todo, satisfactorio.

Nuestra publicación toca diversos temas de negocios, pero se especializa en temas de empresas familiares, institucionalización y gobierno corporativo, siendo éstos rubros esenciales para garantizar la consolidación y la trascendencia de las empresas de todo el mundo.

Encuéntranos

Nuestras Oficinas

Ostia 2782 Piso 4.
Col. Providencia.
CP. 44630.
Guadalajara, Jalisco.

Teléfonos

+ 52 (33) 3615 0047
+ 52 (33) 3813 2527
01 800 PRACTIK

Instituto Mexicano de Mejores Prácticas Corporativas

A finales de 2009, nace en Jalisco el Instituto Mexicano de Mejores Prácticas Corporativas A.C. (IMMPC), en medio de la peor crisis financiera de la historia reciente y en un entorno competitivo complicado. El IMMPC nace al ver la necesidad de que había un sinnúmero de conceptos, metodologías, sistemas y herramientas modernas que podían apoyar las tareas de administración empresarial, pero que no se tenía claro ni la manera ni el orden en que tales elementos debían implementarse. Era necesario contar con un organismo que generara referencias para evaluar la metodología más viable, con vistas a alcanzar los objetivos de dirección y control de las empresas.

Es por ello que el IMMPC, a través de su Centro de Investigación y Desarrollo (CID), adoptó el firme compromiso de identificar y estudiar las mejores prácticas existentes, así como la relación coherente, congruente y efectiva que existe entre ellas, ya que la aplicación de unas cuantas, de manera aislada, no genera los beneficios y resultados esperados.

En un afán por divulgar la cultura de mejores prácticas en las organizaciones, el IMMPC creó la revista de Mejores Prácticas Corporativas, su medio oficial de difusión y una herramienta de acercamiento con las empresas familiares, dueños, emprendedores y directivos de las empresas mexicanas, que les ayuda a conocer las tendencias de las mejores prácticas a nivel mundial, ayudándoles a resolver los problemas a los que se enfrentan día con día.

Hoy, el Instituto se consolida a nivel nacional, pues cuenta con los Capítulos Cd. de México y Bajío, este último con sede en Querétaro. Este crecimiento obedece a la ideología de que, para generar un cambio en la cultura empresarial del país, no solo basta con proponer una idea, sino que es necesario empujarla para que esta genere réplicas a su alrededor. Para consolidar este proyecto, también se requiere vincular a gente comprometida con el cambio, que a su vez genere réplicas y provoque un efecto realmente expansivo, para provocar el tan anhelado cambio en la cultura empresarial de México.

El IMMPC cree en el gran potencial de las empresas mexicanas, es por ello que su principal objetivo es el de contribuir a su crecimiento y consolidación. Para lograrlo, el Instituto trabaja para potenciar la investigación y desarrollo de las mejores prácticas, promoviendo el el emprendimiento, fomentando la innovación y la tecnología, proponiendo programas de intercambio de experiencias entre sus miembros y estableciendo relaciones estratégicas con otros organismos, instituciones y universidades.

Visita la página

El Modelo de Gestión del IMMPC reúne las mejores prácticas en diferentes rubros y las concentra en una metodología integral que tiene como objetivo lograr la consolidación de las empresas, así como su trascendencia en el tiempo.

Suscríbete

Modalidades de suscripción - Disfruta de un 40% de descuento contra precio de anaquel



Suscríbete vía depósito bancario:

Datos de depósito: Depósito en Banorte, No. de cuenta: 0837603290, CLABE: 072 320 0 0837603290 4

Completa tus datos en el siguiente formulario y anexa tu comprobante de pago escaneado.

También puedes hacer el depósito en cualquier tienda 7-Eleven o escríbenos por correo y nosotros nos pondremos en contacto contigo suscripciones@mejorespracticas.com.mx

Anúnciate.

Anúnciate en el primer proyecto editorial en México que busca transformar la cultura empresarial del país, que se dedica a divulgar la labor de quienes están haciendo las cosas bien.

Descarga el media kit

ACERCA DE MEJORES PRÁCTICAS

Mejores Prácticas Corporativas es un proyecto editorial del Instituto Mexicano de Mejores Prácticas Corporativas, A.C., cuya misión es divulgar las mejores prácticas de los negocios, con el fin de promover una cultura empresarial que busca llegar al éxito por medios legítimos.

Presenta contenidos de vanguardia que incluyen artículos y entrevistas, protagonizados y escritos por gente que combina la teoría y la práctica, que ayudan al lector a resolver los problemas con los que se enfrenta a diario en el mundo empresarial; esto a través de un formato de alto impacto y diseño propositivo.

AUDIENCIA

Empresarios, directivos y ejecutivos de alto nivel. Así como socios y miembros del IMMPC.

Los lectores son personas en puestos de decisión, innovadores y con inquietud intelectual; además de contar con licenciatura y generalmente con estudios de posgrado, son personas de gran influencia a nivel político, empresarial y directivo con lineamientos claros y un gran deseo de aprendizaje hacia nuevas formas de estrategia, administración y gobierno corporativo que les permitan alcanzar el éxito del entorno en que se desenvuelven.

PRINCIPALES SECCIONES

WEB Y CONTENIDOS INTERACTIVOS

ESPACIOS PUBLICITARIOS

ESPECIFICACIONES TÉCNICAS

ESPACIOS PUBLICITARIOS

ESPACIOS RESALTADOS

ESPACIOS EN PÁGINA WEB

Pregunte a nuestro representante de ventas por estas tarifas.


SERVICIO DE DISEÑO Y CONCEPTO CREATIVO

Pregunte a nuestro representante de ventas por este servicio.


PRÓXIMAS EDICIONES

  • ENERO-FEBRERO 2015
    ¡Que México crezca! Una mirada a la gente que esta cambiando México.
  • MARZO-ABRIL 2015
    Profesionalización: Llevando a la empresa hacia el futuro.
  • MAYO-JUNIO 2015
    Desarrollo sustentable, la nueva llave del crecimiento económico.

 

  • JULIO-AGOSTO 2015
    Cumplimiento regulatorio: Un chequeo de salud a tu empresa.
  • SEPTIEMBRE-OCTUBRE 2015
    Certificaciones que agregan valor.
  • NOVIEMBRE-DICIEMBRE 2015
    Administración de riesgos y mejora continua.

Colabora en Mejores Prácticas Corporativas

Si deseas compartir alguna colaboración para Mejores Prácticas Corporativas, o divulgar la labor de alguna persona u organización que de distinga por hacer las cosas bien, escríbenos a: contacto@mejorespracticas.com.mx

¿Cómo escribir para Mejores Prácticas Corporativas?

Verónica Porte Petit, directora operativa de Educación Financiera Banamex

de de

“Cuando las personas identifican a qué grado sus decisiones afectan su calidad de vida, nace el interés y la avidez por tomar mejores decisiones.”

José Luis Sandoval Encarnación

Director editorial de Mejores Prácticas Corporativas

Ciudadanos libres de deudas, jóvenes y adultos, que sepan gastar y planeen el futuro. Esa es la ambición de Banco Nacional de México, a través de su programa de responsabilidad social Educación Financiera Banamex. Ya con un esfuerzo de diez años a cuestas, Educación Financiera ha hecho alianzas con más de 70 instituciones, celebrado centenares de eventos y creado una gran diversidad de material educativo: libros, juegos de mesa, asesoría telefónica, cursos y talleres, contenido en línea, etcétera.

Fueron también la primera institución en generar información de cultura financiera en México, realizando encuestas y estudios en colaboración con diversos especialistas para conocer las necesidades del mercado. La cultura financiera es parte fundamental de la sustentabilidad de personas y empresas, y quisimos charlar con Verónica Porte para que nos ofreciera algunos insights que se desprenden de la gran labor que llevan a cabo.

En su opinión, ¿cuáles son los errores típicos, en materia financiera, que cometen los emprendedores?

Desde nuestro punto de vista, hay cinco razones principales por las que las empresas cierran en sus primeros años. Una de ellas es el crecimiento: cuando se intenta aumentar o diversificar la oferta y mantener precios competitivos, pero no se está acostumbrado a manejar mayores volúmenes de inventario, ventas, etc., se vuelve más complicado generar ganancias, y se corre un riesgo muy importante. Otra razón son los problemas de administración: a veces, encontramos que no se tiene el hábito de hacer un presupuesto, de llevar registros formales y puntuales, y es ahí donde se dan las fugas de capital que impiden tomar decisiones estratégicas. La tercera es cuando se accede al crédito, pero sin tener el cuidado suficiente. Muchas veces se ve al crédito como un salvavidas, y esa es la peor manera de usarlo. Tenemos que asegurarnos de que el costo del crédito será menor que lo que vamos a generar con el dinero que se nos ha prestado. La cuarta es el desconocimiento de nuestro mercado, y la quinta es la falta de capacitación. Creo que ningún emprendedor tiene que ser un experto en todos los temas, por lo que es muy importante reconocer cuándo necesitamos ayuda.

“La educación económica y financiera incide directamente en el empoderamiento de la gente”.

Generalmente, los estudiantes ingresan al mundo laboral con solo un aprendizaje teórico del manejo de las finanzas. ¿Considera que la educación financiera debería ser más práctica?

De repente, en las academias nos alejamos de las necesidades reales y nos quedamos instalados en la teoría. Todavía hay un área de oportunidad importante en educación superior para que, realmente, el tema de la educación económica y financiera se incorpore como una materia transversal, de tronco común para todas las carreras. Yo estudié psicología, y nadie me enseñó a administrar mis finanzas para cuando yo saliera a ejercer mi carrera. Y hoy en día, a pesar de que hemos estado en muchas charlas con las universidades, la educación financiera es un tema en el que hemos avanzado a paso hormiga. Afortunadamente, ya hay universidades que lo están incorporando —si no como de tronco común, por lo menos como un elemento adicional a su oferta educativa—, pero sigue siendo un tema optativo.

Creo que la educación financiera es para todos. A veces tenemos una creencia equivocada de que estos conocimientos solamente van a ser necesarios hasta la adultez, y eso es falso. Podemos formar a los niños con cimientos de hábitos de ahorro y planeación. Hoy en día estamos trabajando con niños desde la edad preescolar, y es impresionante lo que ellos pueden lograr, teniendo claridad en sus metas y en la forma en la que pueden generar no solo ahorro monetario, sino en especie. Creo también que la educación financiera no debe ser algo acartonado. Nosotros hemos podido llevarla al cine, al teatro, a los juegos de mesa, a los certámenes.

Hay formas muy creativas y lúdicas que nos permiten abordar el tema de una manera atractiva, y también de una forma que nos permita incidir no solo en un tema informativo, sino formativo: en el desarrollo de habilidades, y del poder ensayar la toma de decisiones. Nuestro objetivo no es formar doctores o maestros en economía y finanzas, sino personas empoderadas para generar un impacto en su vida presente y futura.

Actualmente existe toda una generación de emprendedores y empresarios que han aprendido a administrar sus finanzas por medio de la prueba y el error. ¿Cuáles son las recomendaciones que usted les daría para que identifiquen los hábitos o vicios que hay que practicar y evitar, respectivamente?

Creo, por la experiencia que hemos tenido con los grupos con los que trabajamos todos los días, que una herramienta básica es elaborar un presupuesto. Este sencillo ejercicio de llevar un registro de nuestros costos y gastos y cómo pensamos distribuirlos se vuelve una herramienta financiera para tomar decisiones estratégicas. Y esto no solo aplica para las finanzas de una empresa, sino para la vida cotidiana. Si tenemos orden en el manejo de nuestros números —y no solo nos quedamos ahí, sino que los analizamos—, no importa el tamaño de nuestra empresa o familia, podremos prever riesgos importantes, pues los mismos números estarán avisándonos. A partir de ahí, seremos capaces de generar ahorro y posibilidades de inversión, que es lo que cuesta más trabajo. Tanto en las empresas como en las familias estamos atrapados en el círculo vicioso de sobrevivir y enfrentar nuestras necesidades y gastos inmediatos, y no logramos dar el paso a la planeación estratégica, misma que nos permitirá optimizar el manejo de nuestros recursos.

En las empresas (sobre todo en las familiares), es muy común mezclar el dinero de la casa con el del negocio. Lo más importante es saber separarlos, y una recomendación que nosotros hacemos es que el mismo empresario debe asignarse un sueldo, porque, al no hacerlo, estará siempre a expensas de si hay ganancias o no, y se vuelve muy difícil encontrar un balance que le permita sostener a la empresa y atender sus propias necesidades.

Ahora, otro tema muy común —que también se da sin importar el tamaño del negocio— es confundir las ventas con las utilidades. Pensamos que ambas son la misma cosa, sin considerar los costos de la empresa ni contemplar que hay que apartar un porcentaje para reinvertir. Y, nuevamente, el crédito es una herramienta muy poderosa si la usamos de la manera correcta; le permite a la empresa incrementar su patrimonio y crecer. Pero si no tiene clara su capacidad de pago real, solamente incrementará el riesgo.

¿Por qué Banamex considera que es una buena práctica invertir en la educación financiera de los mexicanos?

Son muchas razones. Primero, porque Educación Financiera nació como un programa que ofrece a la comunidad lo que mejor sabe hacer: el manejo del dinero. Entonces, el programa de responsabilidad social más natural para un banco es la educación económica y financiera. Segundo, porque la apuesta de Banamex es a largo plazo: si podemos contribuir al desarrollo económico de las familias, de las empresas y de México, desde luego que la empresa también va a ganar, ganamos todos. De esta forma, generamos las bases para una inclusión financiera responsable.

Como sabes, el tema de inclusión no es solo un tema de acceso y uso de productos y servicios financieros, sino que también va ligado a un tema de protección de los usuarios de dichos servicios; pero, sobre todo, a un tema de educación económica y financiera. Entonces, parte de nuestro discurso no solamente trata de aspirar a la educación, sino a una inclusión financiera responsable, que forme a usuarios críticos —de todos los productos y servicios financieros en el mercado— y que los productos que se generen también sean acordes a las necesidades de nuestro país. Yo creo que la apuesta está claramente en un tema de desarrollo económico en todos los niveles para que, con ello, formemos una plataforma para una inclusión financiera responsable, a nivel nacional.

¿Ha tenido oportunidad de ver que, cuando las personas aprenden a manejar bien el dinero, renuncian a ciertos vicios o trampas?

Totalmente. Lo hemos constatado, y te puedo citar dos programas. El primero es “Saber decidir cuenta para el bienestar de mi familia”, que realizamos a nivel nacional con varios promotores comunitarios. Ahí nos impresionamos por los cambios de hábito, una vez que las personas se asumen responsables de su proyecto de vida. La educación económica y financiera incide directamente en el empoderamiento de la gente. Cuando las personas identifican a qué grado sus decisiones están afectando su calidad de vida, en ese momento toman cartas en el asunto, y nace interés y avidez por prepararse para tomar mejores decisiones, y abandonar sus viejos hábitos y vicios de sobreendeudamiento, de consumo irracional, etc. —en verdad, el consumo irracional no va a dejar de existir, pero sí se reduce de manera significativa.

Y hay otra estrategia, que desde 2013 llevamos a cabo al interior de Banamex de una manera muy ordenada, formal y de alto alcance. Se trata del proyecto “Ética patrimonial”, que ofrecemos a nuestra fuerza de ventas. Justamente, gira en torno a la ética patrimonial, y son impresionantes los resultados y las reflexiones de los colaboradores cuando trabajamos este tema tan importante, que va dirigido a su beneficio personal y familiar, y que ellos logran trasladar muy fácilmente a su experiencia con los clientes.

Perfil

Verónica Porte Petit Anduaga es directora operativa de Educación Financiera Banamex, un área de Banamex que nació en noviembre de 2004, y lanzó el programa Saber Cuenta, cuya misión es impulsar la calidad de vida de niños, jóvenes y adultos de todos los sectores socioeconómicos, fomentando una cultura financiera que les permita tomar decisiones más conscientes, responsables y comprometidas. El programa es respaldado por un equipo de educadores, sociólogos, psicólogos y comunicadores que han diseñado, instrumentado, implementado y evaluado programas educativos que están a disposición de millones de personas de todas las edades.

Conoce más de Saber Cuenta y Educación Financiera Banamex

Sitio web: compromisosocialbanamex.com.mx/ef

Facebook: SaberCuentaBanamex

Escribe a edufin@banamex.com para recibir solicitudes de capacitación gratuita.