Diversificar: la misión de la Unión Europea en la ANTAD
Ofrece Unión Europea a México la mejor oportunidad en el ramo agroalimentario.
REDACCIÓN | | Edición: WEB
Diversificar: la misión de la Unión Europea en la ANTAD

La presencia de la Unión Europea (UE) trascendió en el marco de la edición 2019 de la ANTAD, pues fue evidente su participación en el intercambio de información con una cantidad importante de productores  y empresas mexicanas.

Ante las severas dificultades experimentadas por los productores mexicanos tras las manifestaciones del presidente estadounidense Donald Trump en referencia a la necesidad de replantear el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), nuevamente se puso sobre la mesa el tema de la diversificación de destino de los productos mexicanos y la  UE se presenta como una opción viable para lograrla.

Esto resulta alentador para el empresario nacional, dado que la economía del mercado estadounidense y mexicano ha estado muy interconectada desde hace muchos años. En primera instancia, compartir la décima frontera más larga del mundo ha facilitado el intercambio de productos entre ambos países por todo lo largo de la frontera. La migración, además, es de suma importancia debido al intenso tránsito y flujo migratorio entre ambos países, lo que exige que sea posible conseguir productos que puedan satisfacer la demanda.

Estos complejos vínculos han hecho que México, siendo un exportador principalmente de productos primarios y manufacturas, dependa del intercambio comercial con su vecino del norte en un 70% de su exportación total. En 2018, a pesar del aumento de las exportaciones de México en un 10% en general, se redujeron las exportaciones con el resto del mundo, lo que significa que únicamente aumentó la exportación hacia Estados Unidos.

Es importante que los productores mexicanos estén en contacto con agentes alternos a los estadounidenses, de manera que se puedan crear vínculos que permitan exportar sus productos a otras áreas geográficas. Expo ANTAD alimentaria permitió que productores de todas las regiones del mundo dieran a conocer sus productos. Esto funge como un importante incentivo para que las exportaciones nacionales pueden considerar otros mercados con quienes ya se tienen tratados comerciales y que hoy en día están siendo desaprovechados.

Representantes nacionales y de la Unión Europea en México se mostraron abiertos para nuevas oportunidades de negocio, reafirmando la importancia de las denominaciones de origen a nivel mundial. Además del pabellón dedicado a los productos propios de su región,la Unión Europea estableció actividades en las que se impartió conocimiento al respecto del intercambio comercial.

Entre las actividades destacó la charla entre Dusan Chrenek, Dirección General para la Agricultura y Desarrollo Rural de la Comisión Europea; Miguel Ángel Domínguez, del Consejo Regulador del Tequila; José Luis Lapuente, de Denominación de Origen Calificada Rioja; y Mario Pomares Caballero, Executive Committee of Origin. La plática se dio ante un selecto público en el que se dejó claro que el modelo europeo de indicaciones geográficas y denominaciones de origen no sólo es eficiente dentro del Viejo Continente, sino que además tiene el potencial de conformarse como un pilar fundamental en el desarrollo agroalimentario mexicano, siendo su caso de éxito más arquetípico el del tequila de Jalisco.

La diversificación del mercado exterior a través de esten tipo de modelos permitiría a México mayor independencia de la economía estadounidense. Siendo una de las economías más abiertas del mundo, la promoción de esos otros nichos de mercado es de vital importancia, y un acierto en eventos como el vivido en Guadalajara entre  el 5 y el 7 de marzo.

Tags

empresas economía emprendimiento

Articulos Relacionados