Aceleran carrera por eléctricos

Parecía que el gigante chino Xiaomi estaba enfocado únicamente en hacerle la competencia a Samsung y iPhone con sus modelos de teléfonos inteligentes, sin embargo, ya es un hecho que también busca rivalizar con Tesla en el sector de los automóviles eléctricos a partir de 2024 en que lanzará su producción al mercado.




La competencia entre las grandes compañías tecnológicas para llevar la delantera en servicios y productos que hasta hace poco parecían propios de una película futurista es cada vez más encarnizada y más real. Uno de los ejemplos más recientes al respecto involucra a Tesla y al gigante asiático Xiaomi, ¿la pelea? A causa de la producción de automóviles eléctricos.


Xiaomi —empresa fundada en Pekín, China, en 2011 y que apenas un par de años después hizo de su modelo Xiaomi Mi 2S el dispositivo móvil más popular de China, por delante del Galaxy S4 de Samsung y del iPhone 5 de Apple— dio a conocer que construirá su primera planta para fabricar vehículos eléctricos en las afueras de Pekín y que ya firmó un acuerdo con el comité del Área de Desarrollo Económico y Tecnológico de la capital de esa nación para lanzar el proyecto en Yizhuang, un suburbio sureño de la ciudad.


A partir de 2024, de acuerdo con representantes de la compañía, se tiene previsto producir 300 mil vehículos al año en su nueva planta. Así, Xiaomi, que hasta el momento competía principalmente con los fabricantes de móviles como Apple o Samsung, ahora planea rivalizar también con Tesla.


La firma china dio a conocer apenas en marzo de este año sus planes de conquistar el mercado de los autos eléctricos. En ese momento su presidente ejecutivo, Lei Jun, declaró que tenían la intención de invertir alrededor de 10 mil millones de dólares en ese sector, durante la próxima década.


Luego de dar a conocer sus intenciones de inversión, anunciaron mediante un comunicado: “Xiaomi espera ofrecer vehículos eléctricos inteligentes de calidad para que todos en el mundo disfruten de una vida inteligente en cualquier momento y en cualquier lugar”.


Objetivo que se ve apuntalado en el hecho de que Xiaomi ha estado abriendo miles de tiendas en todo el mundo para estimular el crecimiento de las ventas de sus modelos de teléfonos inteligentes, pero, de acuerdo con analistas, sería posible que conforme avance la siguiente década, tengan la intención de usar esos espacios como un canal para vender los vehículos eléctricos que esperan producir en masa a partir de 2024.