OLIO, una app anti-desperdicio

Un emprendimiento surgido en Europa pero que está disponible para todo el mundo, tiene la finalidad de atender un problema global: el desaprovechamiento de los alimentos. Sus cofundadoras, Tessa y Saasha invitan a formar comunidad en torno a ese elemento preciado y escaso en algunas regiones.





Con el objetivo de evitar el desperdicio de alimentos y generar comunidad, fue que surgió la app OLIO. Sus fundadoras, Tessa Cook y Saasha Celestial-One, compartieron que constituyeron la compañía en 2015 y al año siguiente lanzaron la app para hacer frente a un problema enorme. En el sitio web de la empresa señalan:


“Una tercera parte de los alimentos que producimos mundialmente se tira a la basura y, en el Reino Unido, los hogares son responsables de más de la mitad de todo el desperdicio de comida. Una familia promedio desperdicia alrededor de 950 dólares en comida cada año. Esa cifra asciende a casi 17 mil millones de dólares en todo el país”.


En el caso de México, de acuerdo con datos de la Organización para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), casi el 35 por ciento de los alimentos preparados y producidos se tira a la basura. Y en el caso de las carnes blancas, como pollo y pescado, el nivel de desperdicio puede llegar hasta un 40 por ciento, mientras que en el caso de la carne de res es de 37 por ciento cada año. Lo anterior se traduce en 20 millones de toneladas anuales que no se aprovechan. De las cifras anteriores son responsables las ciudades más grandes del país, como Monterrey, Guadalajara y la Ciudad de México.


Para hacer frente a esto es que existe OLIO —disponible para sistemas operativos iOS y Android— con un funcionamiento sencillo:


La aplicación conecta a vecinos entre sí, además de con negocios locales, para que la comida y artículos que sobran se puedan compartir en lugar de ser desechados.


Una vez que el usuario se registró, puede tanto publicar como solicitar productos —pueden ser alimentos o no alimentos, como los de limpieza, por ejemplo—. Al publicarlo lo está ofreciendo a su comunidad inmediata que lo puede pedir en donación. Sobre esto último la app indica:


“Se muestran los elementos más cercanos a ti, por lo que si hay algo demasiado lejos puede que no aparezca ningún elemento enlistado. Selecciona un artículo y luego haz clic en el botón rojo ‘Solicitar esta lista’”.


En el sitio web se invita no solo al uso de OLIO sino a su promoción para maximizar su alcance: “No podríamos hacer lo que hacemos sin la ayuda de todos en la comunidad de OLIO. ¡Tú también puedes ayudar! Desde compartir nuestra página con tus amigos en Facebook, correr la voz en tu escuela, entregar volantes a tus vecinos, o recomendar OLIO a restaurantes y cafeterías de tu colonia”.